¡Estoy muy ocupada!

¡Estoy muy ocupada!

ocupadísimaY tanto que ocupada, ¡que ni para escribir tengo unos minutillos!

Menos mal que soy una artista polifacética y, en cada campo al que me dedico, no solo ejecuto mi trabajo a la perfección, sino que hago que este brille y resplandezca como una estrella rutilante; de forma que poseo esa envidiable cualidad de sacar un as bajo la manga en aras de complacer a mi público.

En este caso, hoy os traigo únicamente una imagen que intenta plasmar la cruda realidad de mi día a día. No es mi deseo adentrarme en más detalles, pero el estrés que he de soportar no se puede describir con palabras, tal y como deja claro la instantánea.

Es por ello que os convoco para una fecha muy próxima en la que expondré con mucho gusto otra de mis ya clásicas aventuras.

¡Hasta entonces!

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *